Partido complicado en el campo del Manises, pero en el que empezamos bien, intentando proponer y defendiéndonos de los ataques rivales. En el ecuador de la primera parte se ponen por delante por mediación de una falta. Empezamos la segunda parte presionando y acumulando llegadas claras, pero en el 60 vuelven a anotar y ampliar las distancias en un gol imposible para el guardameta de detener. La moral bajó un poco tras este segundo gol y 7 minutos después llegó el tercero. Parecía todo acabado, pero tres minutos después recortamos distancias por mediación de Juaco.

El equipo vuelve a creer y comienza a acumular llegadas llegando a tener dos ocasiones claras que impactan en el larguero. El marcador ya no se movería